Entradas populares

domingo, 20 de marzo de 2011

Tenéis que leerlo. La historia de Rudoph. Rescatado, curado y feliz para siempre gracias a Pilar.

ÓLEO DE RUDOLPH.


Octubre de 2010, doce de Octubre de 2010 exactamente. Mi santo, el día del Pilar, ¿coincidencia?, es probable….
Ese día, mi marido y Oscar, venían de vuelta desde Madrid y ,(ahora lo puedo decir), gracias a Dios, decidieron hacer una parada en un Estación de Servicio de Ciudad Real. Podían haber parado en cualquiera, pero Rudolph necesitaba un angel (dos en este caso) y el destino los llevó a él.
Cuando llegaron, vieron a lo lejos un galgo herido, delgado, sucio, hambriento….pero también dulce, cariñoso y noble…al que la gente le daba patadas para que no se acercara a la comida o a los niños.
Desde la cafetería vieron las escena y salieron en su defensa. Cuando los empleados de la gasolinera te cuentan que lleva muchos días vagando por allí, te cuentan que su compañero de fatigas fue atropellado una semana antes, te cuentan que él, probablemente, tenga la misma suerte y te cuentan que su día a día es el desprecio de la gente, en ese momento, es cuando conoces a las personas, cuando algo, de lo que todo el mundo habla, tiene que salir de las entrañas…la CARIDAD.
Y gracias a un suculento Big King, Rudolph entró en el coche para conocer una nueva vida.
Cuando llegó a casa, Rudolph era una sombra de lo que un día fue, en sus ojos, podías ver, días de gloria que quedaron atrás, en su cuerpo, podías ver, el dolor de la caida..y en mis ojos, entre las lágrimas, podías ver, la absoluta certeza de que volvería a ser un gran galgo.
Sus patas inflamadas, llenas de cortes y heridas, y su importante desnutrición, no le permitían mantenerse en pie mientras lo bañaba, tuvimos que bañanarnos los dos, abrazados y mientras le sujetaba para que no cayera, le hablaba, es algo que hago siempre, les voy contando cómo va a ser su nueva vida y ellos escuchan, con recelo, casi sin creerlo, pero me dejan hacer, me dejan limpiarles las heridas, cortarles las uñas, secarles el pelo, ponerlos calentitos y darles de comer.
……y su vida comenzó…..
Comenzó con un tratamiento para recuperar un hígado que estuvieron a punto de destrozar por culpa de un intento de envenamiento.
Comenzó con un microchip, con un nombre de alguien que nunca tuvo que estar en él y que un buen día llamó para recuperar un galgo robado.
……y mi lucha comenzó…..
Porque hubo que mover cielo y tierra, pedir milagros y favores, suplicar ayuda para que nada ni nadie se interpusiera entre Rudolph y la vida que merecía.
……y lo conseguimos….
Rudoplh ha pasado en casa muchos días, muchas semanas, muchos meses. Su recuperación ha sido lenta pero ahora es un galgo maravilloso, es UN REY.
Un Rey que ha encontrado un hogar. Un hogar junto a Palmira y toda una familia dispuesta a quererlo como merece, a tratarlo como merece, a conseguir que sea feliz como merece.
Y ahora, me quedo sóla, esperando un nuevo acogido, un nuevo animal que necesite que le hables al oído y que lo sujetes cuando a él le falten las fuerzas.
Pero también me quedo muy agradecida, porque está donde debe, porque lo hemos conseguido, porque merece la pena.




Sólo me queda, así, públicamente, decirles a mis dos grandes amores, M.José (galgos112) y Virginia (Pérrikus) que esto…..va por ellas.

1 comentario:

  1. lagrimitas al poder! Qué historia tan tierna, por un lado y tan triste por otro. Deja ver las miserias de los seres humanos, pero también que hay algunas personas que se merecen el calificativo de ángeles. :-)

    ResponderEliminar